Observatorioenlinea

Urbanos con más de 15 años de antigüedad dejarán de circular

Urbanos con más de 15 años de antigüedad dejarán de circular

*Efectuará Gobierno del Estado revista vehicular antes de que concluya el 2019

Ángel Cortés Romero

Durante el bienio de Miguel Ángel Yunes Linares, el Gobierno del Estado implementó el reordenamiento vehicular, con el cual muchos concesionarios del transporte público, tanto del servicio de taxi como urbano, se vieron obligados a renovar sus unidades. Según lo marcado por la ley de Transporte Público, los taxis tienen un rango de ocho años de antigüedad para circular, mientras que los microbuses cuentan con un lapso de quince años, de lo contrario, estas unidades deben dejar de trabajar.

Sin embargo, en San Andrés Tuxtla aún se siguen observando unidades del servicio urbano antiguas y en pésimo estado, a pesar de que por disposición del reordenamiento del gobierno yunista los concesionarios debieron renovar su parque vehicular si sus camiones tenían ya más de tres lustros de antigüedad.

Al respecto, el delegado regional de Transporte Público con cabecera en este municipio, Miguel Marcia Malaga, comentó que nuevamente se efectuará una revista vehicular durante este 2019 para supervisar que tanto unidad de taxi como microbuses cumplan con el rango de antigüedad marcado por la ley de Transporte Público. Asimismo, dijo que se dará una prórroga a taxis de modelos 2010, mientras que automóviles de modelos más viejos tendrán que ser retirados del servicio.

“Hay algunas unidades que tienen mayor antigüedad del rango permitido, tolerado por la ley, sin embargo, en su momento ellos pasaron revista, acreditaron la revista vehicular, la forma es una cuestión que no te puedo comentar porque no estábamos al frente de esta delegación, pero lograron acreditar la revista vehicular”, afirmó.

Aseveró que cuando se lleve a cabo la próxima revista vehicular se detectarán todas aquellas unidades que no cumplen con las condiciones que marca la Dirección General de Transporte Público del Estado y, para las cuales no habrá ningún tipo de tolerancia, por lo que deberán de dejar seguir prestando el servicio.