[metaslider id="92654"]

La FAO y México acuerdan democratizar producción de alimentos

La FAO y México acuerdan democratizar producción de alimentos

La producción alimenticia necesita elevarse un 60 por ciento|

Instan en la necesidad de acciones cooperativas entre la agricultura local y los retos que suponen los problemas de materia ambiental|

Ciudad de México |

El gobierno de México y la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), acordaron hacer un frente común para democratizar la producción agroalimentaria, que tiene que ver con la participación de todos los productores, al tiempo de superar los retos del cambio climático, la pobreza y el hambre en el país.

Durante la inauguración de Foro “Hacia Democratizar la Productividad Rural Sostenible”, el representante de la FAO en México, Fernando Soto Vaquero, subrayó la importancia de la citada premisa, que tiene que ver con la participación en el aumento de alimentos de todos los involucrados.

“Al mismo tiempo de que se logran avances en ese ámbito, se reconoce la voluntad política (en México) de atender las necesidades de la población en cuanto a carencia alimentaria, con la Cruzada Contra el Hambre, así como la estrategia para el control de la malnutrición y obesidad”, destacó Soto Vaquero.

El titular de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa),  Enrique Martínez y Martínez insistió al igual que Fernando Soto en la necesidad de la agricultura familiar para contribuir a una mayor producción de alimentos y enfatizó en la nueva etapa de colaboración entre la FAO y México.

“Este relanzamiento de la agenda de colaboración de México con la FAO,  no podría tener mejor escenario que este importante foro en el que analizamos cómo democratizar la productividad rural y aumentar la producción de alimentos. Reducir la pobreza y asegurar un manejo sustentable de los recursos naturales, suelo, agua y biodiversidad.

“Trabajaremos en una agenda de colaboración conjunta, donde se ponga énfasis en temas como la democratización de la productividad agropecuaria, intensificación sustentable y sostenible de la producción, capacitación, innovación y desarrollo tecnológico, así como en programas agroalimentario, políticas públicas y la responsabilidad global del sector”, insistió Enrique Martínez y Martínez.

El funcionario destacó que el reto para elevar la producción de alimentos en un 60% más para atender el crecimiento demográfico y lo que demanda la población, se debe hacer con la misma superficie agrícola, con menor disponibilidad de agua y ante los vaivenes del cambio climático, lo cual no será posible sin la intervención de todos los involucrados en la producción.

Martínez y Martínez señaló que esto se tiene que hacer frente, entre otras cosas, ante un panorama que presenta una bipolaridad, que se genera con características como el hecho de que por un lado hay productores de clase mundial y por otros pobres sin implementos para su trabajo o que existen regiones donde sobra el agua y otras desérticas.

Fuente: Informador.mx

Leave a Reply

Your email address will not be published.